Los diferentes idiomas del cariño

Para Jorge

Miró con aquellos ojos que abrían puertas y aventaban cenizas. No hizo falta hablar. Levantó la cabeza suavemente y descubrí que el silencio de unos ojos emite sonidos imprevistos que sólo entiende el corazón. Y cerré las ventanas y mis brazos para que aquel sonido permaneciera para siempre.

Y se quedó allí, impregnando mis ropas y mi piel.

Deslizó su mano firme…, suave, mitad contención, mitad deseo… Dejando libre el cariño dibujado en cada línea de sus dedos. Recorrió mi brazo y mi esperanza. Y la mañana, se llenó de olor a limón, a menta y regaliz.

Y se quedó allí impregnando mis ropas y mi piel.

Sonó como suena el viento en el verano: libre, fuerte, cálida. Sonrió con él la tarde y el camino, el banco y cada árbol. Brilló como nunca aquél punto rojo, y un abrazo de azules envolvió aquella risa.

Y se quedó allí impregnando mis ropas y mi piel.

22 de septiembre de 2003


Un comentario en “Los diferentes idiomas del cariño

  1. jfombe

    Han pasado ya casi 17 años desde que lo escribiste, pero me sigue emocionando cada vez que lo leo. Espero que continúes sintiendo y disfutando la vida tan intensamente. En mi caso es así, cada día…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s